Saltar al contenido
Anfibios y Reptiles

Sapo de espuelas

Sapo de espuelas

El sapo de espuelas (Pelobates cultripes), conocido también como sapo pie de azadón, sapo pie de pala o sapo patas de espuelas, es un anfibio anuro que se suele encontrar en España (Cataluña y oeste de Andalucía), Portugal y Francia, especialmente en la costa atlántica. Su taxonomía es la siguiente:

Reino: Animalia.
Filo: Chordata.
Clase: Amphibia.
Orden: Anura.
Familia: Pelobatidae.
Género: Pelobates.
Especie: Pelobates cultripes.

Te traemos toda la información del sapo patas de espuelas, este particular anfibio europeo.

Tabla de Contenidos

Características del sapo de espuelas

El sapo de espuelas es ligeramente más grande que el sapo de espuelas pardo, mide de 5 a 9 cm de media. Sin embargo, puede llegar a crecer hasta 11 cm, siendo más grande que el pelobates fuscus.

Tiene el cuerpo fuerte y rechoncho, ojos prominentes de pupila plateada o amarillenta con manchas negras y hendida verticalmente. En las patas posteriores se observa un apéndice metatarsiano, vulgarmente llamado pala o cuchillo, de color negro, muy útil para excavar en el suelo.

Tiene la cabeza, muy desarrollada, acaba en un hocico redondeado. La parte superior del cuerpo es de color gris amarillento, con jaspeaduras irregulares y manchas pardas o verdosas. No se observan puntos rojos o anaranjados como en el sapo de espuela. Tiene el vientre de un tono blanco amarillento, con manchas oscuras hacia la parte de atrás y puntos de un rojo herrumbroso bajo la garganta.

Habitualmente los renacuajos del sapo pie de azadón son más grandes que la mayoría de otras especies de sapos.

Hábitat

Se le encuentra en lugares húmedos o pantanosos, siempre en terrenos blandos y arenosos: dunas costeras, playas y a veces en campos de espárragos. Combate la desecación enterrándose en una profunda madriguera vertical que excava con destreza gracias a sus «azadones».

También vive en varios paisajes abiertos como paisajes agrícolas, campos, prados, entre otros, y se puede encontrar en lugares con una altitud de hasta 1.800 metros.

Alimentación del sapo patas de espuelas

Este sapo se alimenta sobre todo de insectos, en particular de pequeños coleópteros que viven en la tierra o sobre la hierba.

Comportamiento del sapo pie de pala

Es una especie de costumbres nocturnas. Puede enterrarse profundamente, hasta más de 1 metro. No parece adoptar la característica posición intimidadora que se observa en el sapo de espuela. Aunque es muy abundante algunos años, casi desaparece en los siguientes, sin que se hayan explicado realmente las razones de esta ausencia. En ocasiones se observan grandes grupos de este sapo después de la lluvia.

Se esconde en madrigueras de hasta 20 cm de profundidad y puede excavar en la tierra bastante rápido.

Una curiosidad sobre es sapo de espuelas es que cuando se siente amenazado, infla su cuerpo y maúlla como un gato.

Reproducción

La freza primaveral tiene lugar en aguas poco profundas de charcas y estanques, siempre en agua estancada, a veces en medios salobres. Los huevos son depositados en largos cordones que se adhieren a las plantas acuáticas, sumergidas o no.

La reproducción ocurre de octubre a mayo, dependiendo de la latitud y la altitud y el desarrollo embrionario y larvario tarda entre 4 y 6 meses. Algunas larvas aparentemente retrasan su metamorfosis y alcanzan un tamaño muy grande (hasta 120 mm).

El sapo pie de pala tiene una peculiaridad sorprendente: el renacuajo supera el tamaño del adulto y alcanza a veces el volumen de un huevo de gallina.

Extinción del sapo de espuelas

De acuerdo con la Lista Roja de Especies Amenazadas de la UICN, a partir de 2020 el sapo de espuelas figura como una especie vulnerable debido a que su población está disminuyendo. Además, está extinta en Gibraltar.

Configuración